Por qué no me callo. LOS PREMIOS TABURIENTE, MIÉRCOLES DE LIBERTAD

AG - PREMIOS TABURIENTE 2015 - 19.JPG

 

En 1890, National Geographic publicó su primera fotografía, a poco de su fundación, y ese hecho consagró un hito en la historia del periodismo y del fotoperiodismo. El año en cuestión –como veremos- tiene reminiscencias de calado para este oficio, que, como señaló Lucas Fernández en la gala de los Premios Taburiente, “no puede estar universalmente patrocinado por los Gobiernos”. Las apuestas mediáticas que superan las barreras del tiempo siendo independientes políticamente hablando ennoblecen el género. Como esta es una premisa que pueda parecer utópica, pongamos el listón a la altura de las utopías. ¿Son viables los sueños de letra impresa? “Liberal, partidario acérrimo de la libertad”, definió el alelo genético del periódico el presidente/propietario del grupo Plató del Atlántico, que lo edita desde febrero. ¿Materialmente viables? Con 125 años de pervivencia, Diario de Avisos labró su propia leyenda en el periodismo de este país, que vio desaparecer a Diario de Barcelona –uno de los más antiguos de Europa hasta su adiós en 2009-, donde milité en tiempos de Lluis Bassets y Santiago Vilanova. Diario de Avisos sigue su estela de héroe trabucaire avant la lettre, de La Palma a la travesía a Tenerife. Ahora, el periódico que dirige José David Santos reemprende vuelo en lo que llaman la crisis del periodismo de papel, llevándole la contraria al orden establecido. Lo daban por muerto –al periodismo impreso- desbordado por la radio y la tele. Pero la palabra siempre se quiso dejar leer. Aquellos ejemplares históricos de Diario de Avisos que Luis Morera (Taburiente), Jerónimo Saavedra y Manolo Blahnik festejaban en la gala haber tocado con sus manos en la niñez pertenecen a ese cosmos del periódico eterno. Elfidio Alonso (Los Sabandeños) recordó a Gilberto Alemán (y a Alfonso García Ramos) en la transición del Diario, de La Palma a Tenerife, y al ‘bolerista’ José Fumero y los demás presidentes que ha tenido el periódico hasta Elías Bacallado (premio mención especial) y la llegada de Lucas Fernández. Y es que el medio siglo ‘sabandeño’ y el siglo y cuarto de ‘diariodeavisos’ tienen en común algo que dijo Alonso: “este largo camino no ha caído en saco roto”. La velada del Guimerá me transportó a los conciertos barriales de la ‘nueva canción popular canaria’ –allí juntos, Sabandeños, Taburiente y Caco Senante-, de los años 70, en la ‘maqueta’ de época de la gala. Aquella década antes de la autonomía era insurrecta y poéticamente hermosa. Senante refrescó los versos de García Cabrera, “contra viento y marea,/con el alma en un hilo,/entre luces y sombras/amo la libertad”. Un día entró en un local de México  y leyó esta frase: “No se puede vivir como si la belleza no existiera”, del poeta español exiliado Luis Rius, y la convirtió en lema de su vida de cantautor atraído por la libertad y la belleza desde que, hace cuarenta años, decidió en el mismo Guimerá dedicarse a cantar y dejar de dar clases de español en Estados Unidos. La belleza ha sido el ‘élan vital’ de los juglares, como en 1890, el año fundacional de Diario de Avisos, lo fue para Oscar Wilde, que entonces publicó ‘El retrato de Dorian Gray’, donde la belleza interminable es el mito. Fue el mismo año en que hicieron volar al primer avión de la historia y que salió a la calle en California el primer ‘desfile de las rosas’; con lo cual está dicho todo. Caco hizo corear al teatro “un buen santo feliz” para Saavedra –era su día-, que simboliza, a un tiempo, la autonomía y la pasión por el bel canto y la música clásica; en ese teatro lo vi dirigir con la batuta de Víctor Pablo Pérez la Orquesta Sinfónica de Tenerife. “Mitad palmero, mitad canarión, pero, sobre todo, canario”, se declaró el Diputado del Común, que, en la puesta de ‘largo’ de los premios del aniversario del decano, propuso –en canario-: “seguir palante frente a las adversidades”. Dijo Groucho Marx -que también nació hace 125 años-: “Todo lo que soy se lo debo a mi bisabuelo, el viejo Cyrus Tecumseh Flywheel. Si aún viviera, el mundo entero hablaría de él. ¿Que por qué? Porque si estuviera vivo tendría cientocuarenta años”. Y más de 250 tendría el ‘Hebdomadario’, de Viera y Clavijo, el primer periódico de Canarias. Pero Diario de Avisos ya va camino de la edad del bisabuelo que invoca Groucho Marx. Morera se quejó de la estampa turística del canario con samba brasileña de fondo. Taburiente había cantado antes de recibir el premio homónimo un clásico de su repertorio, ‘¡La raza vive!’ (del disco ‘Nuevo cauce’): “Unamos todas las islas/y seamos surcos en la misma huerta”. Antonia San Juan diría luego lo mismo con otras palabras: “Somos canarios, si estuviéramos juntos nos iría mejor”. “Caminito que el tiempo ha borrado,/que juntos un día nos viste pasar”, cantó Carlos Gardel, coetáneo del periódico, como Boris Pasternak, Ho Chi Minh, De Gaulle o Agatha Christie. La ‘cosecha’ de 1890 fue pródiga en celebrities. Los vídeos de los galardonados y las presentaciones de Leire González y Juan Carlos Mateu –la elegante pareja de una gala elegante, los definió Loli Palliser– transmitían un ‘ároma de éxito’. Desfilaban por el escenario y/o la gran pantalla Marisa Tejedor reivindicando la última Reserva de la Biosfera, Anaga; José Ramón Navarro, presidente de la Audiencia Nacional, y, completando la nómina, Domingo Álvarez, director de RTVE en Canarias, que viene, a su vez, de conmemorar 50 años asomando las islas al mundo. Los Premios Taburiente fueron entregados el 30 de septiembre, miércoles. Cuando 1890 –año inaugural de esta historia- irrumpió en el calendario era miércoles. El anodino día de la semana. Diario de Avisos, que ha pasado por tres guerras y tres siglos, se cambió de nombre en 24 horas. El 1 de julio de 1890 debutó como ‘El Artesano’ y, al día siguiente, se llamó Diario de Avisos. Ese día era miércoles.

Publicado el por Carmelo Rivero en Opinión ¿Qué opinas?

Añadir comentario