“Cosechamos el fruto de nuestro conocimiento”

Doris Martínez Ferrero, periodista y formadora en comunicación escrita


Dice que la expresión escrita “encierra el poder de cientos de sensaciones, emociones y mensajes”, una capacidad que se desvirtúa si descuidamos los valores de la comunicación. Periodista, formadora y correctora de textos, Doris cultiva páginas de aprendizaje que maduran en el árbol de la experiencia.

-¿A qué saben las cerezas?

[Risa] “En temporada saben riquísimas, como todo el mundo sabe”.

-¿Por qué ese nombre para tu blog?

“Tiempo de cerezas es una expresión que viene de la revolución francesa, una canción de lucha y de pelea. Ha quedado como sinónimo de madurez, del momento en el que la persona está preparada para salir adelante. Primero la utilicé en la radio y cuando decidí hacer mi blog [tiempodecerezasblog.wordpress.com] no tuve ninguna duda”.

-Muy jugoso…

“Precisamente, estamos en la época de la recogida de las cerezas”.

-¡Ah!, mira…

“Las personas recogen el fruto de sus conocimientos. Juego con eso”.

-¿Al comunicarnos cosechamos los frutos de nuestros pensamientos?

“Recolectamos los frutos de nuestros conocimientos y de nuestra formación. Y, como un buen árbol, creo que siempre tenemos que estar sembrando y floreciendo para dar frutos continuamente. En este proceso, la formación es vital”.

-¿Qué colectivo es más propenso a tropezar con las ramas del cerezo?

“¿A cometer tropelías? [Ríe]. Los políticos son de los peores”.

-Se inventan palabras…

“Y expresiones”.

-Y los periodistas tienden a copiarlas…

“Un gremio que comete terribles errores es el de los periodistas. Y se presupone que estamos capacitados para escribir y hablar bien”.

-Agarras un periódico y te muerde una errata… ¡Eso es terrible!

“Una cosa es un error tipográfico y otra distinta es desconocer las normas. Por cierto, voy a sacar mi primer libro. Estoy corrigiendo las galeradas”.

-¿Un manual de estilo?

“No, es un libro de relatos, ficción pura… Me lo he corregido como diez veces y aun así se me escapa algo. Invito a la gente a que lo compre y me detecte erratas. Se titula La verdad que te desCuento, de Ediciones Idea”.

-¿La sintaxis tiene que ver con el desplazamiento en coche oficial?

[Risas] “Es curioso, porque el otro día me enteré por una película de que sintaxis no es una huelga de taxis. Probablemente tenga que ver con eso, sí. Lo que pasa es que llevan el coche oficial en el cerebro. En general, los políticos ni se molestan en mejorar o en cambiar sus malos hábitos. Son los que menos formación realizan”.

-¿Quiénes son los profesionales más interesados en aprender?

“No hablaría de un colectivo en concreto, sino de personas en particular. Sí te digo que los responsables de comunidades deberían preocuparse más, porque de eso depende su prestigio”.

-Los ¿qué?

“Me refiero a las profesiones que han surgido alrededor de internet, como los gestores de redes sociales, los programadores de webs…  Es como si fueras un carpintero y tuvieras tu mesa de trabajo destrozada. Así no puedes hacer un buen mueble”.

-Los carpinteros llenan el suelo de serrín, pero otros lo acumulan en la cabeza…

[Carcajada] “Mi abuelo fue carpintero y es una profesión que quiero mucho”.

-En el deporte, sobre todo en el fútbol, se dan muchas patadas al diccionario y a la gramática…

[Risas] “Es un mundo aparte”.

-Que si jugada “ilegal”, que si “vale” el gol de fulanito, que si el palo corto…

“Se ha creado un lenguaje propio”.

-Se mueven con muletillas: “Sí, bueno…”

“Yo les daría una bula de la RAE”.

-Eres periodista desde hace una tira de años…

“Soy periodista desde hace exactamente 27 años. Empecé con 20 en un periódico de economía de Madrid mientras estudiaba. He trabajado especialmente en prensa, menos en deportes. También he hecho radio y en televisión he  sido tertuliana. Hace cinco años monté mi empresa, Marisma Comunicación, y voy a darle autonomía al servicio Corrijoweb”.

-¿Hay demanda suficiente para esto último?

“Muchísima, y no solo de Canarias”.

-¿Las letras se pagan solas?

[Risa] “Por desgracia, no. Pago con letras…”

-Se te dan bien los gabinetes de prensa, ¿no?

“He sembrado semillas de abundancia [tímida risa de satisfacción]… Trabajo una media de doce horas diarias y llevo meses sin disfrutar de un fin de semana. Pero no me importa, ¡eh! Intento ser honesta en lo que hago. Los que están contigo se quedan y me viene mucha gente recomendada”.

-¿Estás sola en esto?

“Sí. Ojalá pudiera permitirme el lujo de contratar a alguien. Espero hacerlo con el tiempo”.

Publicado el por DNM en Entrevistas 1 comentario

El autor

DNM

Domingo Negrín Moreno es licenciado en Geografía e Historia y Periodismo por la Universidad de La Laguna. Durante una larga temporada coordinó Nacional/Internacional en 'La Gaceta de Canarias', periódico en el que se ocupó posteriormente de las jefaturas de Sociedad/Cultura y Canarias. En enero de 2006 se incorporó a 'Diario de Avisos', donde también desempeña su faceta humorística. Antes, ejerció de redactor en Radio Club Tenerife (cadena SER) y participó en la fundación de Radio 21, Sociedad Anónima Laboral. Tres años después de haber sido premiado por RNE en un concurso de guiones se convirtió en uno de los diez jóvenes españoles al encuentro de Europa seleccionados por la cadena pública. Coautor de viñetas de actualidad, ha escrito un libro -'Quijotadas' (Turquesa)- que repasa situaciones asombrosas y divertidas.

Respuesta a “Cosechamos el fruto de nuestro conocimiento”

  1. Pingback: Tiempo de Cerezas está en la “onda” | tiempodecerezasblog

Añadir un comentario