Alboroto por unos votos

Parlamento de Canarias. / Sergio Méndez

Una confusión del PP que comunicó Luz Reverón le alegró ayer el día a Casimiro Curbelo en dos ocasiones. Pero, al despertar del sueño, este llevó la pesadilla al pleno. Amenazó con los tribunales. El error derivó en un horror. Al cabo de casi 45 minutos de un improvisado y crispado debate político que se enredó en un ovillo jurídico, el portavoz de Agrupación Socialista Gomera (ASG) retiró la endiablada enmienda (la 37) en la reforma del Reglamento del Parlamento de Canarias por la que se permitiría constituir un grupo con solo tres escaños (“como en once comunidades autónomas”) o el 15% de los sufragios, los que contabiliza actualmente el único partido del Mixto. Se requerirá, por lo tanto, un mínimo de 4 actas de diputado. Frente a la perspectiva de comenzar la décima legislatura con un libro de estilo en blanco, la presidenta de la Cámara autonómica, Carolina Darias, no se puso de perfil y asumió el riesgo después de evaluar los eventuales daños. Tras apelar a la calma y pedir disculpas, repitió la votación. Sin embargo, el lío continuó: había que aprobar una enmienda in voce para retirar la otra y luego, el conjunto del documento (prosperó con cinco a favor y seis abstenciones). Los aplausos y los suspiros escenificaron el alivio colectivo.

A esta situación se llegó como consecuencia del veto que ASG planteó el 21 de febrero. La indecisión en la sesión matutina de este miércoles transmitió una sensación extraña que barruntaba lo que finalmente sucedió. Sus señorías iban dando largas al llamamiento de Darias. “El Reglamento está gafado”, exclamó. “Entiendo lo delicado del asunto”, asintió mientras algunos se removían en sus asientos.

En el turno de toma de posición fue abrumadora la mención a la cortesía, de la que en tantas circunstancias, expresaron, se han beneficiado Casimiro Curbelo, Jesús Ramos y Melodie Mendoza. Aunque José Miguel Ruano (CC-PNC) respaldó la reclamación de ASG, atendió a las razones del PP.

En un intento de apaciguar a Curbelo, Australia Navarro entonó el mea culpa: “Somos humanos y nos hemos equivocado”. También, comentó en un tono amistoso que tornó en enfado, el grupo Mixto. Al interpretar un lenguaje corporal no receptivo, apretó los dientes: “Se está retratando”.

Curbelo invocó la “cohesión” para evitar en el futuro “bochornos” de semejante guisa: “Vox no va a sacar dos diputados, sino muchos más. Por ustedes”.

En unas declaraciones posteriores, recogidas en una nota de prensa, el presidente del Cabildo de La Gomera (el Legislativo tramita una iniciativa de CC-PNC y ASG para que las máximas autoridades de las corporaciones insulares puedan compatibilizar este cargo con el de parlamentario) lamentó la  escasa “sensibilidad” de determinadas fuerzas políticas con el peso de  las islas no capitalinas: “Esta postura refleja el interés de los partidos por defender su parcela de votos en contra de velar por el interés general, que pasa por reforzar la presencia en el Parlamento de las islas más vulnerables. Primero incrementan el número de diputados a las islas grandes para apagar la voz de las pequeñas y ahora tienen miedo de que con tres diputados tengamos voz propia”.

Decepcionado por el revés, Casimiro Curbelo alzó la mirada y devolvió el saque: “Entramos aquí con la firme intención de defender a los más desfavorecidos de Canarias, para luchar por la igualdad de oportunidades y el acceso a los mismos servicios, independientemente de la isla de residencia”.

Publicado el por DNM en Crónicas ¿Qué opinas?

El autor

DNM

Domingo Negrín Moreno es licenciado en Geografía e Historia y Periodismo por la Universidad de La Laguna. Durante una larga temporada coordinó Nacional/Internacional en 'La Gaceta de Canarias', periódico en el que se ocupó posteriormente de las jefaturas de Sociedad/Cultura y Canarias. En enero de 2006 se incorporó a 'Diario de Avisos', donde también desempeña su faceta humorística. Antes, ejerció de redactor en Radio Club Tenerife (cadena SER) y participó en la fundación de Radio 21, Sociedad Anónima Laboral. Tres años después de haber sido premiado por RNE en un concurso de guiones se convirtió en uno de los diez jóvenes españoles al encuentro de Europa seleccionados por la cadena pública. Coautor de viñetas de actualidad, ha escrito un libro -'Quijotadas' (Turquesa)- que repasa situaciones asombrosas y divertidas.

Añadir un comentario