Dialéctica poética

Gustavo Matos, presidente del Parlamento de Canarias. / Sergio Méndez

La décima legislatura canaria ya está en marcha. El diputado del PSOE por Tenerife Gustavo Adolfo Matos Expósito es desde ayer el presidente del Parlamento, en sustitución de su compañera de partido Carolina Darias. El único candidato en liza recibió 36 papeletas a su favor y se contabilizaron 33 en blanco. Para completar la Mesa se necesitaron dos votaciones, porque la primera vez no se cumplió el principio de la presencia equilibrada entre hombres y mujeres que emana del Reglamento. En un receso, el PSOE cambió a Nayra Alemán por Jorge Tomás González y el PP mantuvo a Luz Reverón. Como vicepresidentas fueron elegidas Esther González, de Nueva Canarias, primera, y Rosa Dávila, de CC-PNC, segunda.  

Con apenas cinco minutos de retraso, Darias abrió la sesión constitutiva y llamó al diputado de mayor edad, Juan Manuel García Ramos (CC-PNC), y a los dos más jóvenes: Jesús Machín (CC-PNC) y David Godoy (PSOE). Acto seguido, se despidió emocionada y dejó atrás el hemiciclo larga y calurosamente aplaudida. En su epílogo institucional, deseó “lo mejor en esta legislatura para que desarrollen un trabajo fructífero que nos permita entender y comprender lo que significa esta tierra”. A los grupos parlamentarios, “la fuerza y el empuje para llevar a cabo los compromisos con la ciudadanía a la que representan”; a la Mesa, “acierto en la dirección y entendimiento”, que hizo extensible a toda la Cámara, “porque el acuerdo, el consenso, es el mejor camino”. En declaraciones a los medios de comunicación, comentó que han sido cuatro años apasionantes: “Hoy me toca decir adiós definitivamente y es un adiós con gratitud, una inmensa gratitud a todas las fuerzas políticas. Han sido unos años preciosos que no olvidaré”.

Tras jurar o prometer acatar la Constitución, como norma fundamental del Estado, y al Estatuto de Autonomía, además de lealtad al rey, la Mesa convocó nominalmente a los diputados y diputadas para que hicieran lo propio. Únicamente Podemos no se ciñó a la fórmula convencional. Paco Déniz, Manuel Marrero y María del Río recurrieron a la coletilla abertzale del “por imperativo legal”.  Noemí Santana prometió “por Canarias, por sus generaciones presentes y futuras”, y Del Río prometió “luchar por la igualdad contra la violencia machista y por los niños y niñas de Canarias”. Matilde Fleitas (PSOE) juró y prometió el cargo. A la electa socialista Dolores Corujo se le complicó la agenda y no acudió. Por la tarde recogió el bastón de mando del Cabildo de Lanzarote.

Desde 1983, a Matos le precedieron en el puesto Pedro Guerra, del PSOE; Victoriano Ríos (1987-1995), de CC; José Miguel Bravo de Laguna (1995-2003), del PP; Gabriel Mato (2003-2007), del PP; Antonio Castro (2007-2015), de CC, y Carolina Darias.

En su discurso de aceptación, Gustavo Matos agradeció y felicitó “a todos y cada uno de los trabajadores y trabajadoras de este Parlamento y a la Mesa saliente; especialmente, a su presidenta, Carolina Darias, por haber hecho posible que hoy esta casa esté engalanada y preparada para acoger esta sesión de toma de posesión y poder así arrancar hoy esta nueva etapa”. Recalcó que “cada uno de esos escaños representa a su vez a miles de ciudadanos y ciudadanas de esta tierra, que depositaron su confianza en todos y cada uno de nosotros”. Pero, al mismo tiempo, enfatizó, “representan a todos y todas las canarias y los canarios, sin excepción, con independencia de la organización política que cada uno represente en este salón”. A su juicio, nuestros actos, nuestros gestos, los representan a todos y a todas”. Por eso, añadió, “nuestra principal tarea, nuestra principal responsabilidad, es estar a la altura de lo que estos sillones representan: honrarlos con cada acción que nos toque realizar en estos próximos cuatro años es nuestro deber, y que la ciudadanía de Canarias se sienta dignamente representada por los setenta hombres y mujeres que conformamos este tagoror isleño”. Parafraseando a Enrique Tierno Galván, Gustavo Matos aseveró que la democracia es la transposición de lo cuantitativo a la cualitativo, que lo que quieren los más se convierta en lo mejor”. El político, sociólogo, jurista y ensayista (PSP/PSOE) que fue alcalde de Madrid entre 1979 y 1986 también dijo: “El triunfo político es la suma del sentido común y la capacidad de liderazgo. Las ideologías llevan inevitablemente a la decepción, porque tienden a lo perfecto, que luego el contacto con la vida real hace imposible. Sobre cualquier pesimismo está esa confianza profunda, irrompible, en lo que vagamente llamamos pueblo, pero que está compuesto por nosotros. La separación entre cultura y política es en sí misma perversa.  Destroza el equilibrio de la sociedad y oculta la conciencia de lo universal, que son imprescindibles para que una comunidad no se corrompa y sus miembros no se dejen coger por la indiferencia y la despreocupación respecto de todo lo que no sean ellos mismos”. Como jurista, A Matos no se le ocurre mayor honor que presidir la Cámara donde reside el poder legislativo: “Y vienen a mi cabeza los nombres de ilustres profesores de la Facultad de Derecho de la Universidad de la Laguna, como Gumersindo   Trujillo, José Miguel Ruano, Santiago Pérez, Rolando García y Luis Fajardo Spínola, los que supieron transmitir el cariño y la inquietud por nuestro autogobierno y por la capacidad jurídica de diseñar nuestro propio futuro”. En el plano personal, rindió tributo “a quienes han hecho posible que esté hoy aquí: mi mujer, mis hijos, por todo este tiempo robado durante tantos años y por estar siempre ahí para tender la mano en los momentos en los que la vida te hacer tropezar y caerte”. Y, naturalmente, agradeció al PSOE que confiara en él. También recordó a su madre y su padre: “Soy hijo de grancanario y de lagunera. Pasé la infancia entre la barbería de mi abuelo en la plaza de la Concepción en La Laguna y el bar de mi otro abuelo, junto a la catedral de la plaza de Santa Ana, de Las Palmas de Gran Canaria. Entre los veranos en Las Canteras y los inviernos en Punta del Hidalgo. Tengo en mi ADN ser canario de dos orillas y ese espíritu lo trasladaré humildemente a esta presidencia”.

Gustavo Matos constató que esta legislatura no será una cualquiera: “Nos ha tocado desarrollar el Estatuto de Autonomía que acabamos de darnos, ser capaces de cumplir con la obligación de que estos cuatro años demos lo mejor de nosotros. Esta es una tierra de oportunidades, que está en condiciones de enfrentarse como nunca antes en su historia a los desafíos de la sociedad global y digitalizada del siglo XXI. Por primera vez en su historia, Canarias tiene la responsabilidad real de no perder el pulso de los tiempos, y eso, en gran medida, dependerá de nuestro trabajo, de nuestro compromiso y de nuestro acierto. Seamos conscientes de que cada acción, cada gesto, cada palabra, tiene un valor incalculable. Hagamos de este Parlamento un lugar de debate, de contraposición de ideas, de proyectos, desde la diversidad política. La ciudadanía ha querido que este sea el más diverso desde hacer décadas”. Invitó cultivar el acuerdo y el diálogo y terminó con el poeta gomero Pedro García Cabrera: “Nuestros malotajes de esperanza no ocultan el puño de la rebeldía. Ni somos descendientes de una lengua cortada ni queremos sudar hiel y vinagre ni querer seguir siendo súbditas de una feria de olvidos. No deseamos otras pertenencias que no sean las alas de los vuelos”.

Sus señorías no solo se echan flores. Se colgaron una medalla.

Publicado el por DNM en Crónicas ¿Qué opinas?

El autor

DNM

Domingo Negrín Moreno es licenciado en Geografía e Historia y Periodismo por la Universidad de La Laguna. Durante una larga temporada coordinó Nacional/Internacional en 'La Gaceta de Canarias', periódico en el que se ocupó posteriormente de las jefaturas de Sociedad/Cultura y Canarias. En enero de 2006 se incorporó a 'Diario de Avisos', donde también desempeña su faceta humorística. Antes, ejerció de redactor en Radio Club Tenerife (cadena SER) y participó en la fundación de Radio 21, Sociedad Anónima Laboral. Tres años después de haber sido premiado por RNE en un concurso de guiones se convirtió en uno de los diez jóvenes españoles al encuentro de Europa seleccionados por la cadena pública. Coautor de viñetas de actualidad, ha escrito un libro -'Quijotadas' (Turquesa)- que repasa situaciones asombrosas y divertidas.

Añadir un comentario