El poder de la risa

La risa rescata el estado de ánimo sin contrapartidas. Escasos rasgos de la personalidad son tan productivos como el sentido del humor. Es uno de los pilares del bienestar personal, junto al amor y la sensualidad. La capacidad de reír constituye una indeleble seña de identidad, además de un mecanismo de estabilidad que corrige el déficit de sensibilidad. Una carcajada combate el abatimiento y, si no es burlona, comunica empatía. Pero no vale  con reírse exclusivamente de lo ajeno. Debes ejercer la autocrítica si no quieres que te atropelle la soberbia.

Por el camino de la bondad se llega a la felicidad, que es una manifestación de la alegría compartida. Un café amargo -no excesivamente- deja en los iniciados un regusto muy agradable, a diferencia del efecto que transmite un gesto avinagrado.

El ostentoso desprecio del aprecio es un defecto que tienta a la risa, porque la estrategia de la indiferencia representa una manera divertida de llamar la atención. Escenas así abundan en las comedias románticas, de las que soy un asiduo espectador y un consumado actor. Me encantan las exageraciones deliberadas, para qué negarlo. A mayor distanciamiento premeditado, más cercanía afectiva. El orden de los factores externos no altera el interés.

Sé que la risa es una fe de vida. Por ello, celebro la aceptación de las entrevistas de El guiño. Disfruto enormemente con estas conversaciones tan gratificantes para mí, tanto en mi condición de periodista como de ser humano.

Y eso que, al editarlas para su publicación, se escapan muchos detalles de los entresijos.

Me hace ilusión trasladar la fórmula a la televisión. Precisamente, la editorial Aguilar y Canal Plus me han invitado a una grabación del disparatado programa Ilustres ignorantes. No he podido asistir. Ya veremos.

Publicado el por DNM en Emociones ¿Qué opinas?

El autor

DNM

Domingo Negrín Moreno es licenciado en Geografía e Historia y Periodismo por la Universidad de La Laguna. Durante una larga temporada coordinó Nacional/Internacional en 'La Gaceta de Canarias', periódico en el que se ocupó posteriormente de las jefaturas de Sociedad/Cultura y Canarias. En enero de 2006 se incorporó a 'Diario de Avisos', donde también desempeña su faceta humorística. Antes, ejerció de redactor en Radio Club Tenerife (cadena SER) y participó en la fundación de Radio 21, Sociedad Anónima Laboral. Tres años después de haber sido premiado por RNE en un concurso de guiones se convirtió en uno de los diez jóvenes españoles al encuentro de Europa seleccionados por la cadena pública. Coautor de viñetas de actualidad, ha escrito un libro -'Quijotadas' (Turquesa)- que repasa situaciones asombrosas y divertidas.

Añadir un comentario