La Mareta

Residencia de La Mareta, en Teguise (Lanzarote). / El guiño

Hace un año, el rey Juan Carlos cogía las maletas y el 3 de agosto emigró a tierras lejanas. El día 4 de ese mes, Pedro Sánchez viajó a Lanzarote para hospedarse en La Mareta, una residencia de ensueño en el municipio de Teguise propicia para practicar la resiliencia que Huseín de Jordania regaló el 22 de junio de 1989 al hoy emérito y este no tardó en cederla al organismo público responsable de los bienes de titularidad del Estado: se incorporó el 18 de julio. La de ahora es la tercera ocasión en la que el presidente del Gobierno descansa en esa casona con sello y nombre alusivo al agua que se recogía allí (un aljibe excavado en el suelo) antes de edificarse: dos en el verano -la factura de la luz aumentó el 64,4% en las vacaciones de 2020- y en las Navidades de 2018. Sus predecesores en el cargo José María Aznar y José Luis Rodríguez Zapatero también se alojaron en el palacete diseñado por el arquitecto Fernando Higueras y el artista César Manrique. Dispone de un área reservada para invitados, canchas deportivas, piscinas, helipuerto, un prominente jardín con lago y acceso al mar. Los verdes ventanales de la vivienda principal -de color blanco, naturalmente- observan y escuchan los susurros del océano. Nada menos que 30.900 metros cuadrados de superficie para pasear. Cuentan que ZP gastó más de 200.000 euros en acondicionarla -hasta pintó una pista de tenis- y que PS la ha decorado con cuadros de Patrimonio.

El monarca hachemí mandó construir la choza a finales de los setenta, pero nunca se aposentó en ella. Sí lo hizo uno de sus hijos durante la luna de miel. Por deseo de Felipe VI, proclamado el 19 de junio de 2014, el ministro de Industria, Energía y Turismo, el canario José Manuel Soria, y el presidente de Patrimonio Nacional, Alfredo Pérez de Armiñán y de la Serna, firmaron el 2 de diciembre de 2015 en ese idílico escenario un convenio de colaboración para destinar las instalaciones a la promoción y defensa de los intereses turísticos de España: “Se podrá usar para el establecimiento o refuerzo de lazos bilaterales o multilaterales con otros países u organizaciones en materia turística. La Secretaría de Estado de Turismo compensará a Patrimonio Nacional por los días de utilización y en concepto de costes estimados de suministros, servicios y medios propios, en tanto que procederá a la contratación de los servicios específicos necesarios para la realización de actos”. El acuerdo dejaba margen a la adhesión de otras instituciones, como el Gobierno autonómico.

De la mano de Felipe González, el canciller Helmut Kohl fue el primer dignatario que ocupó La Mareta, con motivo de la séptima cumbre hispano-alemana, en mayo de 1992. “Soy mejor fotógrafo que gobernante”, bromeó el mandatario español en el Mirador del Río ante unos jubilados que querían retratarse con su compatriota. Durante el distendido recorrido saludaron a los cactus de César Manrique. Se le acercó la espontánea residente en la isla de los volcanes que en el aeropuerto le entregó un ramo de flores. Le dijo era vecina suya en Maguncia.

Luego, en agosto del 92, estuvieron tres semanas el expresidente de la URSS Mijaíl Gorbachov y su esposa, Raisa, que disfrutaron de largas caminatas vespertinas por el litoral de Costa Teguise. “En mangas de camisa y con zapatillas de deporte, pantalón corto y una gorra, emprendió una inesperada marcha de ocho kilómetros, en la que invirtió una hora y media”, relató el cronista de El País (Carmelo Martín). “Consiguió agotar a quienes le acompañaban”. Avanzaba “mirando de frente, con estilo casi olímpico, controlando el tiempo con su reloj”.

La Familia Real buscó refugio a la muerte, 1 de abril de 1993, de don Juan, el conde de Barcelona. Siete años después celebrarían el Año Nuevo los reyes, el príncipe Felipe, las infantas Elena y Cristina con sus maridos y sus primogénitos; las hermanas de Juan Carlos, Pilar y Margarita de Borbón, con sus respectivas familias y la hermana de Sofía, Irene de Grecia. Tampoco faltó a la cita, en silla de ruedas, doña María de las Mercedes, la madre de Juan Carlos, aquejada de la cadera. Aquella entrañable imagen a la llegada fue su última aparición. Falleció el 2 de enero de 2000. Sufrió una parada cardiorrespiratoria tras el almuerzo. Juan Carlos y Sofía volverían en noviembre de 2005, en una visita a Lanzarote, Gran Canaria y Tenerife. Por Navidades acudieron Felipe y Letizia con la actual heredera, Leonor, de apenas dos meses, en brazos.

En febrero de 2003, José María Aznar y Gerhard Schröder participaron en una reunión condicionada por la crisis de Irak: posiciones diametralmente opuestas en el Consejo de Seguridad de la ONU. “Como el agua y el aceite”, tituló Deutsche Welle. “La esperanza de que la calidez de esas latitudes” se transmitiera a la convocatoria era “de efímera duración”. En ese caldeado clima, los politólogos se conformaban con que no subiera la temperatura del tono entre ambos representantes. El checo Václav Havel y su homólogo de Kazajistán Nursultán Ábishulý Nazarbáyev han sido otros de los huéspedes.

En un vídeo de 18 segundos difundido en 2009 por el Cabildo, Zapatero anima a conocer la isla conejera: “Hay pocos sitios en España y en Europa como Lanzarote. Recomiendo a todo el que pueda que venga”. Acaba de cumplir 60 años y ha soplado las velas en su villa de Famara, en el complejo Los Noruegos.

 

 

Publicado el por DNM en Reportajes ¿Qué opinas?

El autor

DNM

Domingo Negrín Moreno es licenciado en Geografía e Historia y Periodismo por la Universidad de La Laguna. Durante una larga temporada coordinó Nacional/Internacional en 'La Gaceta de Canarias', periódico en el que se ocupó posteriormente de las jefaturas de Sociedad/Cultura y Canarias. En enero de 2006 se incorporó a 'Diario de Avisos', donde también desempeña su faceta humorística. Antes, ejerció de redactor en Radio Club Tenerife (cadena SER) y participó en la fundación de Radio 21, Sociedad Anónima Laboral. Tres años después de haber sido premiado por RNE en un concurso de guiones se convirtió en uno de los diez jóvenes españoles al encuentro de Europa seleccionados por la cadena pública. Coautor de viñetas de actualidad, ha escrito un libro -'Quijotadas' (Turquesa)- que repasa situaciones asombrosas y divertidas.

Añadir un comentario