“La mente y el corazón te enseñan a sentir la felicidad”

Pensamiento, sentimiento, palabra y acción. Esta es la fórmula de la felicidad. “Para ser feliz, hay que pensarlo, sentirlo, decirlo y actuar”, reflexiona Luciamelia García. “Cinco obstáculos te impiden ser feliz: la crítica, la queja, la comparación, la competencia y el enfrentamiento”.

Profesora en la Universidad Católica Andrés Bello, de Caracas, Luciamelia lleva treinta años trabajando en la psicología positiva y desde hace siete dirige la Escuela para Aprender a ser Feliz. La idea surgió con el nacimiento de su nieta Yuliana, que es la imagen de la entidad. La fundadora pasa consultas en persona y a través de Facebook, donde ella y su equipo de colaboradores atienden a casi 400.000 alumnos (alrededor de 60 por jornada). Aparte de eso, Luciamelia García presta servicios de asesoría a empresas en capacitación y orientación psicológica.

“Antes de aprender debes tener claro cuál es tu concepto de felicidad”, teoriza. “Cuando la gente me pregunta qué es ser feliz, respondo que es vivir aquí y ahora, este momento. Es disfrutar este instante que estás compartiendo. El primer paso es borrar el modelo que nos enseñaron de pequeños, el de asociar responsabilidad con sufrimiento”.

En ese “perverso” esquema de convivencia, las personas felices están locas. “Tú eres feliz dando y te sientes bien haciéndolo sin esperar retribución ninguna, porque lo bonito es trabajar con el corazón”.

Propone cambiar la mentalidad desde el vocabulario. “Si le pido a alguien que escriba cinco palabras que le gustan y otras tantas que le disgustan, las negativas salen primero. Lo positivo cuesta más recordar. Lo siguiente que hay que modificar es el pensamiento”.

Ha disfrutado de un mes de vacaciones en Tenerife, donde visitó a dos de sus nietos, a un hijo y a la “yerna”. No estuvo todo el tiempo de sol y playa. Seguía implicada en las clases, a distancia, e incluso impartió alguna conferencia.

En el colegio Echeyde III, de Arona, relató el cuento de un sabio que guardaba el secreto de la felicidad en dos cofres. “Un día le reveló el misterio a un chico de quien valoraba su inocencia, su ingenuidad y su belleza de espíritu: el primer cofre es la mente, donde están los pensamientos, y el segundo es el corazón, donde están los sentimientos”. Una chiquilla levantó la mano y se declaró maestra de la felicidad. “Entonces, invité a los niños a colocarse la mano derecha en el corazón y los gradué en maestros de la felicidad”.

Luciamelia regala escobas imaginarias para barrer la tristeza y las malas vibraciones. “Llénate de salud física y mental. Deja un espacio para el amor, la alegría, la armonía y la prosperidad. ¡Sé feliz y agradece lo que tienes! Te deseo un día maravilloso”.

El optimismo ejerce atracción. “Las puertas están abiertas para lograr tus objetivos. Todo está listo y en armonía. Alinea la bondad con el entusiasmo y la generosidad con el esplendor. Concédete el permiso de transitar el camino de la felicidad”.

Un último consejo: “Conecta la lengua al cerebro y al corazón para que lo que digas no dañe a otra persona”.

Luciamelia García, fundadora y directora de la Escuela para Aprender a ser Feliz

 

Publicado el por DNM en Gente ¿Qué opinas?

El autor

DNM

Domingo Negrín Moreno es licenciado en Geografía e Historia y Periodismo por la Universidad de La Laguna. Durante una larga temporada coordinó Nacional/Internacional en 'La Gaceta de Canarias', periódico en el que se ocupó posteriormente de las jefaturas de Sociedad/Cultura y Canarias. En enero de 2006 se incorporó a 'Diario de Avisos', donde también desempeña su faceta humorística. Antes, ejerció de redactor en Radio Club Tenerife (cadena SER) y participó en la fundación de Radio 21, Sociedad Anónima Laboral. Tres años después de haber sido premiado por RNE en un concurso de guiones se convirtió en uno de los diez jóvenes españoles al encuentro de Europa seleccionados por la cadena pública. Coautor de viñetas de actualidad, ha escrito un libro -'Quijotadas' (Turquesa)- que repasa situaciones asombrosas y divertidas.

Añadir un comentario