“Un buen político debe ser una buena persona”

Manuel Fajardo Palarea, exdiputado del Parlamento de Canarias


Manuel Fajardo Palarea, exdiputado del PSOE en el Parlamento de Canarias. / El guiñoManuel Fajardo se despidió del Parlamento sin aspavientos. Y eso que el molino de la renovación cercenó sus deseos de estar cuatro años más en el candelero.

-Comencemos por lo más feo…

“¿Lo peor? No ha habido nada que se pudiera destacar de manera muy negativa. Quizá, la constatación de que, efectivamente, en Canarias, al igual que en el resto de España, han aumentado los niveles de desigualdad y no se han cubierto las necesidades básicas de algunas familias”.

-¿Los índice de pobreza intelectual se han incrementado en la política canaria?

[Ríe] “Yo no soy quién para calificar los coeficientes de intelectualidad de los políticos. Sí te puedo decir que en mi grupo hay gente que ha trabajado muchísimo durante esta legislatura [la octava] y también en la anterior. Jamás intenté ser censor de ninguno de mis compañeros o compañeras, que se han manejado con la máxima libertad posible dentro de lo que la conciencia dictaba a cada uno”.

-Una legislatura en la oposición y la otra con el PSOE en el Gobierno. ¿Cuesta adaptar la mentalidad?

“Depende de la coherencia de cada uno. El Partido Socialista se ha caracterizado durante estos cuatro años por ser bastante coherente. Nosotros sí hemos hecho autocrítica en algunas materias del Gobierno. Hemos hecho crítica a la gestión en servicios sociales y sanidad. Creo que el ciudadano, al final, ha valorado también esa posición”.

-¿Qué secretos se pueden esconder en un escaño?

[Resopla] “Yo creo que los secretos en política son malos. Si estamos abogando por una total transparencia con respecto a la acción política, no es bueno todo lo que sea opacidad, no dejar entrar la luz para que la gente sepa cómo los parlamentarios conforman sus criterios y sus convicciones antes de votar”.

-En la mudanza, ¿qué no te hubiera importado dejar atrás?

“Pues, algún mal rato en la vida no solo parlamentaria. Y algún momento de enfado con alguna persona concreta de otro grupo. La relación con el resto de portavoces ha sido excelente y, en particular, con José Miguel Barrarán [de CC, que también se ha ido] ha sido muy buena”.

-¿Qué papel se reserva a la higiene ética en el servicio público?

“Es importantísimo. La primera condición que debe tener un buen político es ser buena persona, con ética”.

-Y estética. ¿La emisión de las sesiones por internet ha disparado la venta de productos de cosmética?

[Risas] “Vamos a ver, es verdad que el hecho de que sepas que hay un foco continuo que está dando tu imagen y tu voz a cualquier persona de las islas Canarias, y de fuera, obliga a que seas más riguroso. Todo eso, con independencia de que haya diputados y diputadas más o menos presumidos”.

-¿Qué planes hay para volver a empezar?

“Pediré la reincorporación al Colegio de Abogados como ejerciente en Lanzarote. Entré en política a los 40 años, ya talludito”.

-¿De abogado del diablo?

[Ríe] “A veces tienes que hacer de abogado del diablo o ponerte en la piel de la persona que te viene con un problema, aunque te cueste mucha energía y bastantes disgustos”.

-¿De casta le viene al cargo?

“Nunca me he considerado parte de una casta. Mi padre era maestro de escuela y mi madre, ama de casa. Cursé Derecho en La Laguna porque no teníamos recursos para ir a estudiar periodismo”.

-Terminemos con la situación más jocosa…

“Hubo una diputada del PP que se equivocó de verbo…”.

-¿Y qué fue lo que dijo?

[Susurra la palabra que hizo tanta gracia] “Aquí lo que hay que hacer es follar más [risas]”.

-¡Igual resulta que llevaba razón!

“¡En qué estaría pensando!”.

Publicado el por DNM en Entrevistas, Vídeos ¿Qué opinas?

El autor

DNM

Domingo Negrín Moreno es licenciado en Geografía e Historia y Periodismo por la Universidad de La Laguna. Durante una larga temporada coordinó Nacional/Internacional en 'La Gaceta de Canarias', periódico en el que se ocupó posteriormente de las jefaturas de Sociedad/Cultura y Canarias. En enero de 2006 se incorporó a 'Diario de Avisos', donde también desempeña su faceta humorística. Antes, ejerció de redactor en Radio Club Tenerife (cadena SER) y participó en la fundación de Radio 21, Sociedad Anónima Laboral. Tres años después de haber sido premiado por RNE en un concurso de guiones se convirtió en uno de los diez jóvenes españoles al encuentro de Europa seleccionados por la cadena pública. Coautor de viñetas de actualidad, ha escrito un libro -'Quijotadas' (Turquesa)- que repasa situaciones asombrosas y divertidas.

Añadir un comentario