El fraude acaba con la canción del Carnaval

Compuestas y sin premio. Así se han quedado las siete candidatas que aspiraban a convertirse en la canción del Carnaval 2011de Santa Cruz de Tenerife, después de que el Ayuntamiento capitalino, a través del Organismo Autónomo de Fiestas y Actividades Recreativas(OAFAR), decidió dejar desierta la encuesta virtual al haberse detectado “que se ha hecho fraude” por parte de algunos participantes.

Fuentes municipales aseguraron ayer a este periódico que lamentan “profundamente” lo ocurrido con este asunto y aseguran que en los próximos días se llevarán a cabo las reuniones pertinentes para “tomar una determinación” al respecto.

Cabe recordar que el pasado 24 de enero Fiestas habilitó en su web www.carnavaltenerife.es un apartado en el que todo aquel que lo desee podrá votar su canción favorita para esta nueva edición del Carnaval. Hasta el 20 de febrero -fecha en la que vencía el plazo- los carnavaleros podían entre un total de siete autores y canciones: Chicharrero, de Ezio Alejandro; Qué lindo es Tenerife, de Argenis Carruyo; ¡Por mi tierra!, de Hugo Kwaschnowitz; El Aplatanado, de Septeto Canario; Cubanito, de Ray Castellano y la Fufa Carnaval 2011; Carnaval de día y de noche, de Fran Rodríguez y Guayaba; y Olvida la tristeza, llegó el Carnaval, de Ramón Armando Gastón.

Aunque el Ayuntamiento matiza que “este sistema es sólo una encuesta”, no un concurso con bases a seguir, tanto los participantes como la organización ha descubierto votos fraudulentos en gran parte de los temas. De hecho, el pasado domingo a las 60.00 horas se detectó que uno de los aspirantes tenía 12.000 votos de golpe. “Solo dos de las canciones tenían votos reales, el resto eran votos ficticios”, comenta a este periódico uno de los autores, Ramón Armando Gastón, que también es ingeniero informático. “Todos lo sabían y se veía venir”, agrega.

Precisamente, el apoyo que han recibido ciertos participantes por parte de algunos medios de comunicación de la Isla, un patrocinio al que DIARIO DE AVISOS decidió no sumarse,  fue lo que provocó una fuerte pugna entre las candidaturas. “De alguna manera, estoy un poco afectado y confuso, asevera Hugo Kwaschnowitz. El autor de  ¡Por mi tierra!, al igual que otros participantes con los que este periódico contactó ayer, eligieron presentarse “por promoción”, ya que, asegura, lo que le interesa “es hacer música y que llegue a la mayor cantidad de gente posible”. A fin de cuentas, el tema del Carnaval “es una elección popular”, dice Ramón Armando, quien coincide con Kwaschnowitz en agradecer el apoyo recibido por parte de todos los que votaron su canción a través de la web o de las redes sociales.

El Organismo Autónomo de  Fiestas aclaró ayer  que se reserva el derecho de decidir qué canción o canciones formarán parte de las actuaciones previstas en el programa oficial como los concursos, la Gala de la Reina Adulta, incluso las cuñas promocionales  en radio y televisión del Carnaval.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.