“Es una experiencia especial, inolvidable”

Águeda Méndez y Javier Caraballero

Águeda Méndez, junto a su diseñador Javier Caraballero. / SERGIO MÉNDEZ

JORGE MARTÍNEZ

Hace unos meses, fue el diseñador Javier Caraballero quien llamó a Águeda Méndez. Tras la llamada se encontraba el interés del joven, de 25 años, de que la santacrucera fuera quien luciera la fantasía que él tenía en la cabeza. Águeda, presidenta de la asociación de mayores La Roseta, fue la elegida entre varias mujeres del colectivo que también querían participar de la Gran Gala de Elección de la Reina de los Mayores del Carnaval de Santa Cruz de Tenerife. A partir de ahí, una aventura inolvidable para esta tinerfeña de 63 años que, con el cetro ya en su poder, mira con entusiasmo hacia los numerosos actos en los que tendrá que participar representando al pueblo de Santa Cruz. Gran importancia tuvo el entorno de Águeda para que esta diera el paso de presentarse como candidata. “Cuando Javier, que lo conozco prácticamente desde que nació, me lo propuso, tuve bastantes dudas. Yo soy muy tímida y vergonzosa. La verdad es que no se cómo hice lo que hice sobre el escenario”.

“Ella tiene una apariencia muy seria, pero mi equipo le dijo constantemente que sonriera. Pisó la rampa para subir al escenario y ya iba sonriendo”, apunta el diseñador. “También le decía a Javier que me daba miedo dar la vuelta con el traje. Desde la asociación me animaron y mi familia desde el primer momento también me empujó para que lo hiciera. Sin duda, no pudo salir mejor”.

Y es que Águeda aprovechó su momento al cien por cien, dándole el esplendor que se merecía la fantasía Contigo gracias a su gran desparpajo. “Para que una candidata sea reina pienso que tiene que existir un equilibrio. El 50% es el traje y el otro 50% es cómo lo luzca la candidata. Yo siempre digo que puede ser un traje maravilloso pero la candidata te lo puede hundir como el Titanic. Ella lo hizo espectacular”, comentó Caraballero. Cuando llegó el gran momento en el que los presentadores anunciaron su nombre como Reina de los Mayores del Carnaval, Águeda se quedó en blanco. “Me sentí muy cortada. Caminé por inercia, es inexplicable. Esto es especial, diferente a lo vivido anteriormente. No se me va a olvidar en la vida, todavía no me lo puedo creer. Además, yo tenía una espinita clavada porque mi hija con 17 años salió reina de las fiestas del barrio, mi nieta salió reina de la fiesta infantil y romera infantil, y ahora me tocó a mí. Ellas están encantadas. Tras acabar la gala la familia me esperaba fuera para felicitarme”.

“A partir de ahora quiero llevar este honor con responsabilidad, al mismo tiempo que disfrutarlo al máximo”, añadió la Reina.

Javier, por su parte, dos días después de lo conseguido, siente “muchísimo orgullo y alegría”. “No solo por mí, sino por el equipo de gente que me ayuda. En mi caso es mi familia y amigos. Se lo curran y sus nombres no salen por ningún lado, pero trabajan muchísimo”. El diseñador, tras conseguir éxitos en la gala infantil, presentaba por primera vez su trabajo en la gala de los mayores. Una experiencia de resultado gratificante, en su camino hacia realizar la fantasía que luzca una de las candidatas adultas del Carnaval en próximas ediciones.

Águeda Méndez

La Reina, durante su desfile en la gala. / JAVIER GANIVET

UNA GALA CARGADA DE ALEGRÍA

La gala fue una clara demostración de la energía que tienen nuestros mayores. Un acto que Águeda no cree que está lo suficientemente valorado.“En la asociación tenemos muchísimas actividades. Un grupo de baile, teatro, pintura, manualidades de todas las clases. En el local siempre estamos activos. Yo he oído los comentarios que dicen: ‘Los viejos esos a dónde van a hacer el ridículo’. Y yo me pregunto ¿por qué? Lo que vamos a hacer es disfrutar, pero hay gente que no lo entiende”.

El diseñador resume su primera gala de los mayores como una gran experiencia. “Envidio el ánimo con que ellos llegan a esta edad. Veo que ellos llegan a las cuatro o cinco de la tarde a la asociación, se ponen a hacer cosas y les puede dar las 10 de la noche fácilmente. En la gala el ambiente fue genial. No hubo los problemas de organización de la gala infantil y la relación entre los diseñadores es muy sana, no existe la competencia de la gala adulta”. Eso sí, el diseñador piensa que hay aspectos a mejorar. “Se lo he dicho al alcalde y al concejal. El Carnaval necesita más promoción, no solo de la fiesta, sino de las empresas que participan en él como en este caso las que presentan candidatas, para que les sea beneficioso. Lo de la pantalla en el escenario es otro punto que nos perjudica. Es preciosa para un concierto, pero los trajes de la reina te los hunde. Aunque te mates a ponerle brillo a la fantasía, el brillo de la pantalla resta al traje. Tengo ganas de volver a ver los escenarios de la plaza de España, que el Carnaval vuelva a estar en las calles de la capital”.

Contenido relacionado:

1 Comentario

  1. Fara dice:

    Jason I will have to agree with Jacks on this one; your statement is totlaly disrespectful and ignorant bro. From reading your statement you are simply saying that this young lady didnt work hard to get where she is today.Don’t know what household you come from mate but not everyone sells their body to get to the top.Sweat, hard work and determination are the key factors. Now run along back to the cave you jogged out from.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.