Hasta el año que viene, Don Carnal

  • sm entierro sardina 08.jpg
  • parte de la comitiva con Crispín cocinero.JPG
    Crispín. / DA
  • sm entierro sardina 13.jpg
    El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ
  • sm entierro sardina 08.jpg
    El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ
  • sm entierro sardina 11.jpg
    El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ
  • sm entierro sardina 22.jpg
    El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ
  • sm entierro sardina 19.jpg
    El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ
  • sm entierro sardina 17.jpg
    El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ
  • sm entierro sardina 16.jpg
    El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ
  • sm entierro sardina 15.jpg
    El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ
  • sm entierro sardina 09.jpg
    El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ
  • sm entierro sardina 06.jpg
    El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ

Y. R.

A pesar del tiempo frío, cientos de viudas y mascaritas desconsoladas despidieron anoche a Don Carnal en el tradicional Entierro de la Sardina del Carnaval de Santa Cruz de Tenerife. El cortejo fúnebre arrancó pasadas las 21.00 horas desde la calle de Juan Pablo II y transcurrió, muy lentamente, por Méndez Núñez, El Pilar, Villalba Hervás y La Marina, para terminar siendo incinerada la sardina en la avenida Marítima de la capital tinerfeña. La corte avanzó entre coches fúnebres ataviados para la ocasión, parodias de personajes eclesiásticos y militares, figuras de pesadilla, música de Carnaval, viudas descaradas, batucadas y hasta algún que otro desmayo con ataúd incluido. Originalidad desbordante y fantasías con un toque macabro para despedir entre llantos y risas a Don Carnal y entrar en el periodo de Cuaresma, aunque aún queda el fin de semana de piñata por disfrutar.

El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ

El cortejo fúnebre recorrió el centro de la capital y terminó en la avenida Marítima. / SERGIO MÉNDEZ

Alegoría futurista

Las mascaritas y espontáneos acompañaron a la sardina durante todo su recorrido, que este año, en coherencia con la alegoría futurista elegida para este Carnaval, fue de color plata metalizado y se apoyó sobre una base con forma de cráter lunar, adornada con imágenes de planetas.

En esta ocasión, el diseño ha sido obra de Elena González, mientras que su confección corrió a cargo de Toño Ramírez. La sardina midió 4 metros de largo, por 2 de alto y 1,30 de ancho.

Aunque se desconoce la fecha exacta del inicio de esta festividad, las primeras noticias de su celebración en la capital tinerfeña datan ya de 1900.

Crispín. / DA

Crispín. / DA

La Orotava despide a Crispín

Numerosas viudas, viudos, mascaritas y espontáneos acompañaron y despidieron anoche al cocinero Crispín en La Orotava. El desfile partió como antaño desde La Cancela, y recorrió la Cruz del Teide y las calles San Francisco y Escultor Estévez hasta llegar a la plaza de la Constitución, donde fue preparado para su entierro y quema.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.