Ajustes laborales en la Cámara de Comercio

La Cámara de Comercio Industria y Navegación de Santa Cuz de Tenerife no pasa por su mejor momento económico. Como muchas empresas canarias atraviesa un fuerte proceso de ajuste, que pasa por el capítulo de personal, para hacer frente al déficit de unos 200.000 euros en supresupuesto. Hace un mes, más o menos, la dirección del organismo propuso a los 35 empleados una reducción salarial de un 20% que fue rechazada por la mayoría de los trabajadores. El pasado viernes, la dirección reunió al personal y les puso sobre la mesa una segunda propuesta, más viable, que sitúa la rebaja salarial en el 5% y elimina algunas prebendas como el seguro de salud o las ayudas por los estudios de los niños. Esta fórmula está aún en estudio por los empleados que tendrán que dar una respuesta en quince días. La dirección de la Cámara aún no ha hablado de despidos, pero lo cierto es que tienen que reunir esos 200.000 euros que faltan para poder mantenerse.

La Cámara ya se ha visto obligada a hacer otros ajustes laborales. En un primer momento, se motivó con importantes incentivos al personal para que voluntariamente se fuera. El verano pasado también se despidió a varios empleados, aunque el número nunca ha llegado al mínimo exigido para presentar un Expediente de Regulación de Empleo (ERE).

El presidente de la Cámara, José Luís García, confirma las dificultades económicas que atraviesa el organismo, pero asegura que por el momento no habrá despidos, sino que se están estudiando fórmulas para mantener el empleo y que la Cámara pueda continuar con su labor. Desde que José Luis Rodríguez Zapatero eliminara el impuesto cameral que debían pagar todas las empresas, las cámaras se adentraron en una profunda crisis, ya que ahora subsisten gracias a los ingresos por la prestación directa de los servicios que prestan o por las subvenciones que reciben por programas concretos.

Por el momento, habrá que esperar a ver qué dicen los empleados y si aceptan la propuesta de la dirección. No obstante, hay rumores de que algunas organizaciones empresariales no quieren duplicidades y ahora que la CEOE de Tenerife está en el organigrama directivo de la Cámara (no en vano su presidente es miembro de la junta directiva) aprovechar para fusionar ambas organizaciones empresariales. En ese caso, sí que sería necesario un ajuste de personal.

Publicado el por María Fresno en Sin categoría ¿Qué opinas?

Añadir comentario