Telurio

Estos días se ha hablado mucho del Telurio. Un mineral que hasta ahora muy pocos conocíamos, salvo cuando estudiamos la tabla periódica. Ahora, tras su descubrimiento en aguas canarias no paramos de hablar de él, de sus propiedades, y de la riqueza que puede generar en las Islas. Su uso, especialmente en la industria electrónica, lo hace aún más jugoso, ya que se trata de un elemento con grandes propiedades para la conductividad. Ahora bien, una vez que hemos rescatado de la memoria qué es y para qué sirve este mineral hasta ahora desconocido, lo importante es averiguar qué va a hacer Canarias con el. ¿Cometeremos el mismo error que con el petróleo? ¿Dejaremos que venga Francia, Rusia o Estados Unidos a llevárselo? Tras el fracaso rotundo de la táctica empleada por Canarias con el petróleo solo espero que en esta ocasión seamos capaces de mantener una materia prima que, a largo plazo, podrá genera riqueza y empleo en las Islas. Podremos estar de acuerdo en que la soberbia del presidente de Repsol no fue la mejor táctica, pero lo que sí es cierto es que el Archipiélago desperdició una oportunidad de oro para estar en primera línea del desarrollo, sobre todo con una tasa de paro de más del 30% que había en ese momento. Pero cerrado ya el capítulo del petróleo, el Gobierno, en esta ocasión, tiene que ponerse manos a la obra (ya está tardando) para averiguar en qué le puede beneficiar este hallazgo y cómo puede sacarle rentabilidad. Hay ocho países que ya le han tomado la delantera y han mostrado su interés. Mientras el Gobieno aún no ha movido ficha. Espero que no esté a la espera de que el colectivo del no a todo empiece a movilizarse. Estamos cansados de oir hablar de lo diversificación de la economía canaria. Pues bien, aquí hay una oportunidad para empezar a diversificar. Vamos a ver si Canarias aprovecha esta vez esta oportunidad o la dejamos en manos otros que, seguro, sabrán aprovechar nuestros recursos.

Publicado el por María Fresno en Sin categoría ¿Qué opinas?

Añadir comentario